Norma López pidió que las tarifas se ajusten de acuerdo a los sueldos de los trabajadores

Norma López fue única concejala que participó en la Audiencia Pública de la EPE

El día en que el Presidente de la Nación, mayor responsable de congelar durante dos años el costo de los servicios, visitó Rosario coincidió con la Audiencia Pública sobre tarifas de la Empresa Provincial de la Energía.

La audiencia contó con 22 oradores y la única concejala que participó de toda la provincia fue Norma López, presidenta del bloque Frente de Todos-PJ y vicepresidenta del Partido Justicialista de Santa Fe.
En relación al pedido de suba del 33,8% sobre el Valor Agregado de Distribución pedido por la EPE, la edila sostuvo la necesidad de tener una tarifa acorde a los sueldos de los trabajadores.

“Durante el gobierno de Macri vivimos la pesadilla de los tarifazos. No pudo distinguirse ninguna diferencia entre la insensible política tarifaria macrista -quitando subsidios al valor de la energía- con la del Frente Progresista Cívico y Social aumentando en simultáneo el valor agregado de distribución”.

En este sentido, López reconoció “el esfuerzo de las Multisectoriales, las Pymes y los sectores productivos que en todo el país se opusieron a lo que terminó siendo un brutal proceso de sustracción de renta del bolsillo de los ciudadanos/as hacia las compañías del sector”.

Para la concejala, si bien con los actuales gobiernos no se discute sobre tarifazos, a la hora de pensar un incremento en la tarifa, hay considerar el contexto actual. Remarcó que ante la pandemia la ciudadanía necesita permanecer más tiempo en sus hogares, lo que implica mayor consumo de energía, sumado a las fuertes externalidades inflacionarias que presentan los aumentos del servicio eléctrico en comercios y Pymes, recayendo en última instancia sobre los productos de primera necesidad.

Norma López, realizó 6 propuestas a la Audiencia: tarifa justa acorde a la situación económica de la población; moratoria sustentable a valor histórico basándose en intereses por financiación -“y ya no en intereses usureros a los que nos sometió el gobierno de Cambiemos y del FPCyS” -; segmentación de usuarios, aplicando el criterio de que quien más gasta y más tiene, más pague; medidores comunitarios en los barrios populares para que los vecinos puedan acceder a un mejor y más seguro consumo; aplicar perspectiva de género para diseñar políticas tarifarias que sean equitativas para toda la población y la creación de un Ente Regulador con competencias e incidencias reales en el control de la Empresa.

Por último, la concejala peronista dijo: “Estoy orgullosa de tener empresas estatales con trabajadores públicos muy capacitados. Pero necesitamos un organismo que dialogue con la ciudadanía, es lo que hace décadas le debemos a las y los santafesinos”.