Busatto defendió las nuevas leyes de seguridad del gobierno de Perotti

Las medidas deberán aprobarse en la Legislatura

El Jefe del Bloque Justicialista dialogó con la prensa en Rosario y se refirió a las leyes de seguridad que se debatirán en la Cámara de Diputados. Sostuvo que hace falta una visión estratégica para enfrentar la problemática. “Hay que cambiar las cosas, y las leyes que envió el Poder Ejecutivo van en ese camino. Un cambio en la política de seguridad, no más parches”, agregó.

El diputado Leandro Busatto, Jefe del Bloque Justicialista de la Cámara de Diputados, mantuvo un encuentro con periodistas de la ciudad de Rosario en el que dialogó sobre tres aspectos que se debatirán en la Legislatura en las próximas sesiones: presupuesto, conectividad y seguridad. “Son leyes clave, que para nosotros ocupan la agenda más importante del Ejecutivo en este momento”, expresó.

Recordó que 2020 fue “un año atípico no sólo por la pandemia, sino porque se tuvo que ejecutar un presupuesto del gobierno que se fue, y no del que asumió, algo insólito en la provincia”. “La verdad es que creo que faltó madurez, que no hubo transición y que en los primeros meses de este año hubo una gran tensión con la oposición. El presupuesto es una herramienta a través de la cual el Ejecutivo define sus prioridades, y más allá de discusiones, ninguna oposición racional debiera negársela”, agregó. Y sobre la ley de conectividad, destacó que “trabaja sobre una situación puntual que se vive hoy en el mundo, aún más expuesta por la pandemia, que es el acceso a internet para achicar la brecha digital, algo absolutamente necesario”.

Consultado sobre las leyes de seguridad, respondió: “Deben discutirse a fondo para cambiar la política en materia de seguridad. Lo que hemos vivido en estos últimos diez años ha sido dramático, y hoy lo sigue siendo. Lo que ha habido en estos años son reacciones espasmódicas ante la inseguridad, en lugar de tener una visión estratégica. Eso es lo que proponemos hoy, una visión estratégica de la seguridad de Santa Fe hacia el futuro, para eso son las leyes que el Ejecutivo impulsa”.

Afirmó que, a diferencia de lo que sostiene un sector de la oposición, cuando Omar Perotti asumió el gobierno no había “una disminución de los índices de violencia”. “Entre 2008 y 2019 Santa Fe se consolidó como la provincia más violenta del país. La tasa de homicidios cada 100 mil habitantes pasó de 8 a 12. En Rosario, el promedio de homicidios por año creció un 81%. El año 2019 fue sexto más violento de la historia, y 2018 el quinto”, enfatizó.

“Lo que busca el gobierno es modificar la estructura de la seguridad. Eso es lo que se discute. Porque lo que se hizo hasta ahora, claramente no alcanzó. Estas no son las leyes de Perotti ni de (el Ministro de Seguridad, Marcelo) Saín. Buscamos un consenso para cambiar una realidad preocupante. Estas iniciativas se basan en el Acuerdo para una Seguridad Democrática que impulsó el propio Saín en 2009, y que rubricaron espacios que hoy tienen representatividad en la Cámara. Ojalá las acompañen”, insistió.