Los bloqueos ponen en riesgo la provisión de alimentos

El conflicto surgió cuando el jefe comunal de Timbúes anunció el bloqueo de las terminales portuarias para prevenir la propagación del coronavirus

En una fuerte respuesta al bloqueo de camiones impulsado por los intendentes del interior como prevención al coronavirus, el campo pidió la intervención de los gobernadores y advirtió: “están poniendo en riesgo la seguridad alimentaria nacional”.

La solicitud fue firmada por toda la cadena de comercialización de productos agropecuarios, desde bolsas de cereales y de comercio; cámaras de feedlot, de biocombustibles, arroceros, legumbres, maíz, aceiteros, exportadores cerealeros y lecheros; centros bursátiles como el Matba Rofex y entidades de relevancia tal como la Federación Agraria Argentina o la Confederación Rural Argentina, entre otras.

En la carta, dan cuenta de los inconvenientes que generan las medidas municipales. “Las prohibiciones de circulación hacen imposible cargar la mercadería generando faltantes en todos los lugares de recepción de maíz, trigo, soja, cebada, sorgo, girasol entre otros granos e insumos agropecuarios”, afirman.

El conflicto,  surgió cuando el jefe comunal de Timbúes anunció el bloqueo de las terminales portuarias para prevenir la propagación del coronavirus. A pesar de que el propio Ministerio de Transporte salió a cuestionar esta medida y solicitó que se facilite la actividad de los transportistas, las restricciones se extendieron a toda la actividad agropecuaria en más de 70 distritos.

Es por eso que las entidades rurales ahora apelan directamente a los gobernadores, con la esperanza de un mayor control de su territorio. “Les solicitamos tengan a bien arbitrar los medios necesarios para desalentar estas medidas municipales y ordenar el flujo de alimentos imprescindibles”, demandan.

“Los cierres de acceso a Municipios pueden generar en los próximos días (más aun con el inicio de la cosecha gruesa del país) una parálisis de la comercialización de insumo, granos y subproductos, para la industria nacional de consumo así como para la exportación”, alertan.

Si bien sostienen que es entendible la preocupación sanitaria de los intendentes, destacan que en todas las plantas instrumentaron “protocolos preventivos sanitarios estrictos incluyendo controles de temperatura a todo el personal y prestadores de servicios”.

“Proponemos buscar alternativas que permitan la circulación, por ejemplo, los corredores seguros en cada Provincia y Municipios para ordenar el tránsito de insumos y mercaderías de la cadena agroindustrial”, agregan.