Elecciones 2019

Insólito: Hubo un error en el conteo de votos y Kicillof llegó al 52%

Por un error del gobierno, el escrutinio provisorio incluyó los votos en blanco, cuando deberían contarse sólo los positivos. Según el cálculo correcto, Axel Kicillof estaría superando los 52 puntos, María Eugenia Vidal llegaría a 34.6% y Eduardo Bucca, 6.2%.

El debate se suscitó porque la ley electoral bonaerense, que asimiló la ley electoral nacional que creó el sistema de las PASO, tiene una redacción distinta en el punto del recuento de votos de las primarias. En la provincia se habla de “votos positivos validamente emitidos” y en la nacional de “votos validamente emitidos”. La diferencia la hace la palabra “positivos” que implica que no hay que contar los votos en blanco y por tanto los porcentajes crecen, explicaronfuentes del PJ.

Así, mientras que la ley Nacional establece que el piso mínimo para participar en las elecciones generales es de 1,5 sobre los votos válidamente emitidos; la legislación provincial lo hace sobre los votos positivos válidamente emitidos. En Nación, los votos blancos, al ser votos válidos, se computan para determinar el porcentaje final; mientras que en provincia no.

Eso, trasladado a la elección significa que Kicillof, según el ordenamiento legal vigente en la provincia, no sacó 49,34% de los votos, tal como figura en la página web oficial de la provincia sobre resultados provisorios, sino un 52,53%.

“La Junta Electoral de la Provincia deberá realizar el escrutinio definitivo conforme la ley y publicar nuevamente el resultado final: Axel fue electo por el 52,53% de los ciudadanos de la provincia de Buenos Aires”, explicaron las fuentes del PJ consultadas.

Desde el gobierno nacional explican que en la web que presentó los datos de la elección debía poder comparar todas las provincias. “Si tomábamos la particularidad de la provincia de Buenos Aires no se podrían comparar las provincias. Debíamos usar un mismo criterio”, explicaron.

Frigerio aseguró que “en las últimas PASO se decidió contar los votos en blanco de todas las provincias porque de lo contrario se generarían desacoples con la particularidad de cada distrito”. 

“Ésto no significa -agregó el ministro- que a la hora del escrutinio definitivo no se vaya a respetar la ley local que en el caso de la provincia de Buenos Aires establece que no se cuenten los votos en blanco”. Además aclaró que en ese punto se consignó en la página web del ministerio del Interior.